Google+ El Malpensante

Iceberg

Suéltame gorila; De para atrás sobre la luna

Ideas, apuntes, chismes, tendencias, habladurías

Suéltame gorila

© Corbis

Hay gente muy rara, gente que por este o aquel motivo piensa que uno debe imponer a la brava y por decreto sus manías sobre el lenguaje. La última abanderada de tan corroncha idea es la concejal bogotana Ángela Benedetti: según ella, “si cambiamos el lenguaje cambiaremos la realidad”. Y para ser fiel a sus postulados no se le ocurrió sino proponer y hacer aprobar un acuerdo que obliga a usar lenguaje dizque incluyente en documentos y discursos. Así, una vez puesto en práctica, nos tocará oír y leer cosas como: “Honorables concejales y concejalas, debemos estar atentos y atentas a que las funcionarias y los funcionarios de la capital cumplan con su deber”. Además de alargar y enredar documentos que ya son enredados por naturaleza, la medida no producirá absolutamente ningún cambio en las relaciones de género y en los principios de equidad. En máximo seis meses será una de las tantas estupideces de los padres de la patria que debemos olvidar.

Con todo, hay gente menos rara que, cuando piensa que deberíamos hacer cambios en el lenguaje, asumen que convendría charlarlos. Y eso es, más o menos, lo que de un tiempo acá ha estado haciendo la multinacional Leo Burnett.
Para promocionar el Festival de Cine de Sitges y conmemorar los 75 años del estreno de la película King Kong, los creativos de esa agencia publicitaria diseñaron una campaña que además de hacerle bulla al evento y de rendirle un justo homenaje al filme, promueve la particular iniciativa de incluir una nueva palabra en el diccionario.
Para esto han creado la página http://www.kingkongparasiempre.com/ en la que tienen colgados un par de emotivos testimonios y sugerentes videos que proponen castellanizar el nombre de King Kong, darle una particular grafía y popularizar la nueva palabra antes de pegarle el grito final a la Real Academia, a la que ya mandaron una carta pidiendo abrirle un lugar en la letra K de su diccionario:
Kincón: Dícese de aquel prendado de un amor imposible.
Esta vez no se trata de quedar bien con los negros –perdón, afrodescendi...

Página 1 de 1

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

El Malpensante

Julio de 2009
Edición No.99

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

3

La escritura como seducción

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

Nuestro Archivo

1 de 4

Vampiros en Cartagena


Por Luis Ospina


Publicado en la edición

No. 101



¿Qué puede salir del encuentro entre tres cinéfilos reunidos para hablar de lo que más les gusta? Esta desempolvada entrevista puede ofrecer una respuesta. [...]

Científicos burócratas


Por David Graeber


Publicado en la edición

No. 151



Los centros de investigación en ciencia y tecnología han copiado en mala medida los vicios del mundo corporativo. El resultado es que el quehacer de la actividad científica transc [...]

Elogio del menosprecio


Por Christy Wampole


Publicado en la edición

No. 153



Comentarios exaltados, tuits furiosos, alaridos digitales. Vivimos en tiempos de indignación masiva. Sin embargo, aparte de amargarnos la vida, generalmente no cambiamos nada. ¿Existe al [...]

Los hombres me explican cosas


Por Rebecca Solnit


Publicado en la edición

No. 164



Una especie de autoridad intelectual masculina, basada exclusivamente en el género, es una de las formas más sutiles y a la vez violentas de discriminación hacia las mujeres. Para [...]

Columnas

La comba del palo

El control del comercio sexual

En uso de razón

¿Qué hay de nuevo en WikiLeaks?

Paseos citadinos

Paseo cartagenero por una Manga sin mangos

El arte del trapecio

Razones y tradiciones

No lo veo claro

Mary Roach y sus cadáveres fascinantes