Google+ El Malpensante

Crónica

Mis vidas con Leonard Cohen

La música, la entrevista, el duelo

Una relación en tres actos, separados por décadas, revela el sentimiento íntimo y lejano del melómano, la nerviosa cercanía del periodista novato (que no ha dejado de ser fan) y el duelo de quien ve partir a un ídolo y mira en perspectiva cuánto ha marcado su vida. Tres postales de Cohen que desnudan a Abdahllah.

 

 

©Raúl Arias 

 

Intro: El final

 

El pasado 11 de noviembre, mientras orinaba, que es la primera cosa que un hombre de mi edad tiene que hacer en la mañana, escuché un grito de Ana desde la habitación. “Se murió el Abuelo”. No se refería a los suyos, que ya se habían muerto, sino al que llamábamos así para evitar la solemnidad de palabras como “sabio”, “guía”, “maestro” o “profeta”. El mensaje le había llegado por WhatsApp, enviado por un amigo del que alguna vez estuvo enamorada. Cuando salí del baño (detener el chorro es la última cosa que un hombre de mi edad puede hacer en la mañana) ya lo había confirmado en la página de la bbc. Nos habíamos acostado tarde, hablando de nombres para ponerle al niño que llegaría a finales de diciembre.

La famosa frase de Lou Reed: “Tenemos la suerte de estar vivos al mismo tiempo que Leonard Cohen”, había dejado de ser cierta.

 

 Parte I: El fanático

 

Como la mayoría de los de mi generación, conocí la música de Leonard Cohen por dos caminos diferentes y, veintitrés años después (lo que habla de lo vieja que se ha vuelto mi generación), me es imposible decir cuál de los dos fue primero. Tanto el Unplugged in New York de Nirvana como Asesinos por naturaleza, el filme de Oliver Stone, aparecieron en el otoño de 1994. El disco retomaba una canción de In Utero en la que Cobain pedía “un más allá de Leonard Cohen para poder suspirar eternamente”. La película abría y cerraba con dos canciones de Cohen: “Waiting for the Miracle” y “The Future”, ambas tan oscuras que hacían que las demás sonaran como villancicos. El resto de la banda sonora incluía a Nine Inch Nails, Marilyn Manson, Diamanda Galás y Rage Against the Machine.

Me qued&eacut...

Página 1 de 3

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Luis Alirio Rodriguez

Soy suscriptor y no puedo leer toda la crónica

Administrador

Ya está disponible.

Su comentario

Ricardo Abdahllah

En 2013, ganó el Concurso Nacional de Cuento de la Universidad de Antioquia con 'El sol es siempre igual'.

Mayo de 2017
Edición No.185

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

La escritura como seducción

Por El Malpensante

3

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Fentanyl


Por Samuel Andrés Arias


Publicado en la edición

No. 77



¿Y al doctor quién lo ronda? Pues lo ronda, entre otras cosas, una peligrosa tentación en la que muchos caen. Ésta es la impresionante crónica de un anestesista que [...]

Los hombres me explican cosas


Por Rebecca Solnit


Publicado en la edición

No. 164



Una especie de autoridad intelectual masculina, basada exclusivamente en el género, es una de las formas más sutiles y a la vez violentas de discriminación hacia las mujeres. Para [...]

En defensa de la novela, una vez más


Por Salman Rushdie


Publicado en la edición

No. 158



La crisis de la novela ha sido anunciada con visos apocalípticos en distintos momentos de la historia de la literatura. A mediados de los noventa, uno de sus más destacados representante [...]

Cómo escribir y cómo no escribir poesía


Por Wislawa Szymborska


Publicado en la edición

No. 120



Durante tres décadas, Wislawa Szymborska escribió una columna en el periodico polaco Vida Literaria. En ella respondía las preguntas de personas interesadas en escr [...]

Columnas

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores

En uso de razón

Del terrorismo al conflicto interno

No lo veo claro

Hocus pocus

Paseos citadinos

Paseo cartagenero por una Manga sin mangos

El arte del trapecio

Razones y tradiciones