Google+
El Malpensante

Columna

Helí Alzate, las feministas y las prostitutas

Los estudios del médico caldense Helí Alzate llegaron a ser publicados en importantes revistas científicas norteamericanas. Uno de sus experimentos acerca del orgasmo femenino amerita plantear un par de preguntas complicadas.

© Southern Stock Corp • Corbis

 

La primera vez que oí hablar de Helí Alzate fue en el libro Bonk, de Mary Roach, que no trata directamente sobre sexualidad sino que brinda una divertida historia de su estudio: los afanes, logros y desaciertos de quienes se han dedicado a entender los misterios del sexo y el deseo. Allí aparece mencionado este investigador de la Facultad de Medicina de la Universidad de Caldas, a raíz de un trabajo que publicó en 1984 en el Journal of Sex & Marital Therapy, junto a Maria Ladi Londoño, una psicoterapeuta de Manizales.

El interés por los asuntos sexuales, para este médico nacido en 1934, comenzó por la leche. Su primer trabajo fue un estudio sobre la intolerancia a la lactosa, publicado en 1969. Casi diez años más tarde, en 1978, ya había logrado que le aceptaran un artículo sobre la sexualidad de las estudiantes de la Universidad de Caldas en el prestigioso Archives of Sexual Behavior. Además de las recurrentes citas de sus trabajos, una prueba de su importancia es haber podido aparecer sin palancas en Bonk, al lado de investigadores de la talla de Kinsey y de Masters y Johnson. En abierto contraste con su reconocimiento internacional, en Colombia, fuera de un reducido círculo de sexólogos, se ha hablado muy poco de él. La única vez que aparece en el archivo en línea de El Tiempo es por una mención en un congreso de sexología realizado en Cartagena en 2001, tres años después de su muerte. Aun allí, el venerable investigador fue utilizado como simple soporte para los resultados de un opinómetro.

El artículo citado por Mary Roach se titula “Vaginal Erotic Sensitivity” y requiere pocos comentarios. Me limitaré a traducir los puntos más relevantes y a mencionar el contexto del experimento en el que se basó. En ese momento, un debate central en sexología era si existía o no el orgasmo puramente vaginal. Luego de varias décadas de dominio de los psicoanalistas, que habían decretado que lo del clítoris era un simple rezago de “eroticismo infantil”, se empezaba a rescatar con evidencia empírica la importancia de tan subestimado personaje. Masters y Johnson se fueron al otro extremo al afirmar que cuando las muje...

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Mauricio Rubio

Columnista de El Malpensante y La Silla Vacía. Es investigador de la Universidad Externado de Colombia.

Mayo de 2012
Edición No.130

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

3

La escritura como seducción

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Un rayo de sol


Por Yael Weiss


Publicado en la edición

No. 219



El trabajo ahora habita en casa con nosotros, en medio del confinamiento por la pandemia. Nos hace ver nuevas facetas de nuestros seres queridos. Algunas de ellas, agobiantes. Otras, conmovedoras. [...]

15 metros


Por Eliana Hernández


Publicado en la edición

No. 210



Un poema submarino. [...]

Zapatero a sus zapatos


Por Margo Glantz


Publicado en la edición

No. 217



De estrellas de Hollywood a dirigentes fascistas, quien quisiera estar a la altura debía optar por su calzado. Esta es la historia de un creador que llegó a la cumbre de la alta sociedad [...]

Fino y elegante


Por Harold Muñoz


Publicado en la edición

No. 217



El antojo de pantalones saltacharcos hace que un hombre emprenda una búsqueda. El recorrido será corto, y sus herramientas, económicas: el coqueteo inofensivo y una ropavejera de [...]

Columnas

Poetour en una ciudad andina

Esperando a Cantinflas

La cueca larga del anti-poeta

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores