Google+
El Malpensante

Reseñas

No basta con ver al monstruo de cerca

"Caniba" de Verena Paravel y Lucien Castaing-Taylor

Hace algunos años, en esta revista titubeamos a la hora de publicar un perfil de cierto personaje infame: el caníbal Issei Sagawa. Finalmente decidimos hacerlo, con todo y la culpabilidad que sentimos ante el baño pop que se le daba en el artículo al asesino de Renée Hartevelt. Ahora, el FICCI 2018 proyecta Caniba, un documental en el que Verena Paravel y Lucien Castaing-Taylor registran las reflexiones del antropófago sexagenario y el hermano con quien vive, en un agobiante close-up de hora y media.

 

© Caniba (2018)

 

Si usted quiere enterarse de quién es Issei Sagawa nada más tiene que googlear su nombre, o mejor aún, entrar aquí. A diferencia del hombre que años atrás se vanagloriaba de su impune crimen con jovialidad y entusiasmo, Sagawa es hoy un anciano de salud endeble, que vive al cuidado de su hermano, Jun. El comienzo de la película augura las alusiones indirectas y provocadoras de los directores: el rostro desenfocado de Issei aparece en el cuadro y se escucha cómo mastica algún alimento que no vemos (perfecta sincronía de los talentos de Castaing-Taylor, quien dirige el Laboratorio de Etnografía Sensorial en la Universidad de Harvard, en el que se hacen experimentos audiovisuales que pretenden vincular otros sentidos del espectador). Aunque lo que Sagawa come no sea carne humana, la intención alusiva de los directores es evidente. El estilo observacional del documental no escatima en baches de silencio entre las breves frases que Issei irá soltando a continuación, a modo de reflexión sobre sus deseos sexuales, y que hacen de la entrevista una especie de diálogo pausado y extenuante entre el caníbal y su hermano. Entre esas ideas destaca un símil de sus urgencias, sobre las que ha estado rumiando toda la vida –parafraseo–: “Hay algo en el erotismo que despiertan los labios del amante… acaso el canibalismo es una extensión de ese deseo”. 

Los documentalistas usan un lúgubre tono azul y literalmente ponen al espectador de narices contra el rostro de Issei. Puede que eso aumente la repugnancia que despiertan el caníbal y su relato, o que, en cambio, en el proceso se obtenga un acercamiento tan íntimo, desbordante, que se pierda la noción de lo que sucede y uno pase a fijarse en los accidentes geográficos del rostro de Sagawa. En sus ojos y boca que, en medio de la bruma del desenfoque, parecen abismos negros, y que junto a su piel delgada, tensa y pálida, causan la impresión de una calavera; o en la verruga en su pómulo izquierdo que, como un enorme promontorio, hipnotiza o desespera a los obsesivos compulsivos.

El filme, poco iluminado, de un tema igual de oscuro, difícil de ver, despliega también un humor negrísimo, encarnado por c...

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Karim Ganem Maloof

Abogado y literato, becario de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano. Es el editor de la revista El Malpensante.

Febrero de 2018
Edición No.193

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

3

La escritura como seducción

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Cómo escribir y cómo no escribir poesía


Por Wislawa Szymborska


Publicado en la edición

No. 120



Durante tres décadas, Wislawa Szymborska escribió una columna en el periodico polaco Vida Literaria. En ella respondía las preguntas de personas interesadas en escr [...]

Mafia ecológica


Por


Publicado en la edición

No. 203



Por Flavita Banana [...]

La mano que le falta a mi madre


Por Rodolfo Lara Mendoza


Publicado en la edición

No. 204



Nuevas Voces. [...]

La cruz del sur


Por Gustavo Guerrero


Publicado en la edición

No. 211



En 1945, Roger Caillois inauguró la primera colección francesa de autores latinoamericanos para la casa editorial Gallimard. Un material propicio para la antropología y la sociolo [...]

Columnas

Poetour en una ciudad andina

Esperando a Cantinflas

La cueca larga del anti-poeta

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores