Vacaciones en Villarrica

Son los tiempos de la dictadura chilena. Tras cruzar la frontera con Perú, una niña recibe los gestos extraños de Miguel Bosé al cantar en Viña del Mar y los chistes flojos de Condorito como lenitivos del tifus que la ha postrado en cama. Hasta que es curada por un médico de ominosa procedencia. 

POR Tana Oshima

Villarca

Vista del volcán Villarrica y el lago del mismo nombre.  Ilustración de M. J. de Prada V.,  madre de la autora, durante la estancia de la familia en Villarrica en 1985.

Este contenido es solo para suscriptores

Si ya eres un suscriptor inicia sesión acá

Si aún no eres un suscriptor, te invitamos a ser parte del Malpensante

Suscribirme

ACERCA DEL AUTOR


Tana Oshima

En los últimos años se ha dedicado a la traducción literaria del japonés al español y a la creación de novelas y cuentos gráficos, entre ellos "Cosas que escribí en un rollo de papel higiénico" (2018) y "Pulp Friction" (2020).

CONTENIDO DEL AUTOR QUE TE PUEDE INTERESAR