¿Pío-pío-pi?

Ante el generalizado desencanto que marca estos tiempos, y en el particularmente desalentador contexto de los Estados Unidos de hoy, declararse humanista implica dosis de temeridad, cinismo o comedia. El escritor norteamericano Kurt Vonnegut se vale de esas tres armas –quizá las más efectivas en manos de la literatura– para ofrecer una obra valiente, en la cual el absurdo es tan cercano al humor como a la realidad. 

POR Julián Isaza

Este contenido es solo para suscriptores

Si ya eres un suscriptor inicia sesión acá

Si aún no eres un suscriptor, te invitamos a ser parte del Malpensante

Suscribirme

ACERCA DEL AUTOR


Julián Isaza

En 2009 ganó el Premio Rey de España con la crónica "Atlas es chocoano". En 2017 ganó un Premio Simón Bolívar de periodismo por su crónica "El vuelo del pterodáctilo". Dirige la revista "Directo Bogotá".